Vaina, Tahalí y Contera

E n el siglo XII, lo habitual entre los guerreros es vestir zapatos de cuero, sin protecciones, con la excepción de algunos caballeros con gran poder adquisitivo, que podian costearse calzas de hierro o vaina con escamas.

Las protecciones metálicas serían casi exclusivas entre los jinetes, dado que las piernas están muy expuestas a los golpes de la infantería.

Maderuelo Home Page | Made by nosotros, de Maderuelo